Fiestas y tradiciones del mes de Julio

Faustino Casajús y Francisco López

MES DE JULIO

Este es el mes de la recolección de las cosechas.

Se inicia con la siega de los cereales como el trigo ( la mayor parte ), cebada y ordio, para pienso de los animales, y centeno con el que , además de utilizarlo como pienso, se producían fencejos para atar los fajos que se hacían con la mies segada .

Esta faena se realizaba , en la mayoría de los casos, a mano, con hoz y zoqueta, pues entonces sólo existían dos máquinas atadoras y cuatro o cinco gavilladoras.

Un día de siega consistía en lo siguiente ( con ligeras variaciones ) :

Se levantaban al amanecer , se tomaban una copa de cazalla ( anís seco ) y ,en cuanto se veía , comenzaba la jornada. Sobre las seis y media se tomaba el desayuno ( cebolla, olivas, pan y unos tragos ), a las ocho se almorzaba ( normalmente consistía en sopas de ajo , conserva de cerdo con tomate frito, que se guardaba para esta y otras ocasiones de buen comer, o menuceles de cordero , o asaduras fritas con cebolla y tomate, siempre y en todas las comidas , con buenos tragos de vino de la bota ), a las diez se tomaba el macarrón ( buena rebanada de pan de dos kilos remojada con vino y rociada con azúcar ) , a las doce llegaba la comida, hora solar entonces ( generalmente era un buen cocido ) seguida de una pequeña siesta; a las tres volvía el macarrón y a las cinco la merienda ( siempre ensalada, lechuga, seguida por una chulla de tocino o magra con tomate, o ajoarriero o carne rebozada ) , se continuaba segando mientras se veía y llegaba el momento de la cena ( un buen plato de judías acompañado con gorgoletas , madejas , tortillas, pies de cordero en salsa, a gusto de la cocinera para que se pudiera variar de menú cada día ).

Al terminar la siega, normalmente sobre el veinte, comenzaba la preparación de la era para trillar.

El día 16 , fiesta de la Virgen del Carmen, de gran devoción en el pueblo, se celebraba , por la mañana, una procesión , seguida de misa cantada a la que asistían la mayor parte de las mujeres , pues los hombres no tenían tiempo para fiestas.

El día 25, fiesta de Santiago, la misa también era cantada , pero le ocurría lo mismo que a la anterior.

El día 26, fiesta de Santa Ana, patrona de Biel, comenzaba con una procesión, seguida de la misa solemne.

Este día no se trillaba, pero había que dejar todo preparado para el día siguiente causa por la que lo principal de la fiesta se producía después de comer. Por la tarde, cuando había bajado el calor, se desarrollaban tres carreras:

La primera era para los niños que la celebraban por parejas. El premio era en metálico , 5 ó 10 céntimos ( el primero cobraba el doble ).

La segunda se dedicaba a los mozos. Tenían que meterse en un saco, atados hasta el hombro pero con un brazo libre.Se podía correr a pasos cortos, a saltos o a la zangalleta ( a la pata coja ). Había premio para los tres primeros. Las dos carreras reseñadas se celebraban en la recta de la carretera de las casas del Pelaire.

La tercera y principal se corría, con los pies descalzos, por el Arba , desde la Magdalena hasta debajo del puente, lugar donde se encontraba la meta.

En las tres carreras estaba presente el Alcalde acompañado por los dos guardias del Ayuntamiento. Uno de éstos llevaba un gallo que los corredores debían tocar para que la carrera fuera válida. . Los premios eran de 15 pesetas para el primero, 10 para el segundo y 5 para el tercero.Destacaron, por su persistencia en ganar estos premios ,los hijos de casa Marcocaña.

Antes de la celebración de las carreras, los mozos preparaban sus buenas meriendas en las distintas cantinas y después , baile en el salón de la plaza hasta la hora de cenar. Esa noche se dormía poco, a pesar de que al día siguiente había que trillar.